De hombre orquesta a un gran espectáculo

Toda pyme se encuentra en un punto muy similar al personaje de Bert (Dick Van Dyke) en Mary Poppins. Un hombre orquesta con mucha ilusión, gran actitud, pero lejos de interpretar un gran espectáculo. 

¿Y qué es lo que pueden hacer las pymes para pasar a ser una gran empresa? ¿Llamar a Mary Poppins? No es mal comienzo, empezar reconociendo que se necesita ayuda es de por sí un buen comienzo.

¿Y quien puede ayudar a una pyme a desarrollar su negocio y pasar a ser una gran empresa? Veamos primero cuales son los requisitos mínimos para desarrollar una pyme con éxito:

1) Tener un plan: Es necesario tener una hoja de ruta, un plan de negocio, basado en experiencia con hipótesis claras, objetivas y medibles. Una hoja de ruta que permita su seguimiento, la distribución de los objetivos con claros responsables, con hitos y fechas de consecución. Un plan realista pero exigente que permita ir ajustando las hipótesis en función de los aprendizajes que surjan y así poder adaptarse a las nuevas realidades.

2) Tener un equipo: Una vez diseñado un plan sólido es importante tener el equipo necesario para su correcta implantación. Delimitando y delegando responsabilidades por área siempre alineado con el plan de una manera objetiva y clara. 

3) Tener capital: Para tener acceso a capital para financiar el plan de crecimiento es fundamental tener un buen plan y un buen equipo.  Se deben explorar todas las alternativas. Desde deuda bancaria, Friends and Family, deuda Mezzanine y capital privado. Dependerá de las circunstancias de cada pyme cual será la estructura de capital ideal.

Por lo tanto, cualquiera o cualesquiera que colaboren en la mayor medida de lo posible en todas las áreas y estén alineados y comprometidos con los objetivos de la pyme será un buen socio Mary Poppins.

Pero tener un socio Mary Poppings no será suficiente para tener éxito. El hombre orquesta deberá llevar un Cambio Cultural, él mismo y después a la empresa.

Al igual que Bert, para pasar de hombre orquesta a gran espectáculo, el emprendedor de pyme deberá cambiar de una toma de decisión unilateral donde la improvisación y la intuición mandan, a una toma de decisión conjunta de gran espectáculo donde la coordinación y el trabajo equipo sigue un plan basado en datos objetivos que permiten aprender y mejorar. 

Este es sin duda el mayor reto personal de Bert y el emprendedor. CAMBIAR, a pesar de que la cultura anterior de hombre orquesta con tomas de decisión rápidas y agiles, basadas en el instinto y la experiencia les hayan llevado a tener un pequeño espectáculo o pyme.

Para pasar a una gran espectáculo y una gran empresa, el empredendor debe cambiar y empezar a tomar decisiones con datos en vez de por intuición.

Con datos podrá aprender de los errores y con ello tomar decisiones correctas que le llevarán al éxito y a construir una empresa mayor, un gran espectáculo!

Bert, escena del musical en Mari Poppins

También podría gustarte Más del autor